El primer gol en Francia 98

Desde los cinco años, Cesar Sampaio, fue siempre a correr detrás de la pelota, junto con los niños del barrio en los pequeños campos que había cerca de su casa, nunca se imagino que  jugaría a fútbol profesional. Su carrera despegó en 1980 en el equipo de fútbol de Sao Paulo, donde jugó hasta el 83. En 1986, a los 17 años, después de pasar por las categorías inferiores, debutó con el primer equipo del Santos.

Al año siguiente fue convocado para jugar con la selección brasileña juvenil y en el 88 en el la sub-21. Ese mismo año que firmó su primer contrato profesional, se compró el primer coche y empezó a vivir su propia vida, siendo capaz de conseguir todo lo que hasta entonces sólo había soñado.

Pero para su sorpresa, no era más feliz por tener más que antes, en realidad, nada de esto podría darle la paz o alegría. “Yo no podía llenar el vacío que sentía en mi alma“. En la Nochebuena de 1986, Alex Ribeiro y Johnny Monteiro hicieron un encuentro de Atletas de Cristo para los jugadores del Santos. “Hablaron sobre el verdadero significado de la Navidad, y tuve mi primer contacto con la Biblia. ¡La semilla había sido plantada!” Años más tarde, mientras se estaba haciendo preguntas sobre la vida, Johnny llegó a la concentración de Santos, para esperarle en la recepción del hotel y hacerle una pregunta:

¿Por qué no invitas a Jesús que entre en tu corazón?
¿Cómo lo hago?” – Le preguntó con curiosidad.
Repite conmigo esta oración ….
Está bien, Johnny, pero date prisa porque los otros están llegando y el autobús está a punto de salir para ir al estadio“.

Incluso con prisa, me invitó a seguir a Jesús para que se convertiera en una parte de mi vida al aceptarlo como mi Salvador.” La transformación fue inmediata y Dios honró su decisión de una manera práctica, el siguiente partido fue elegido como el mejor jugador. En los meses siguientes, empezó a crecer en las enseñanzas de la Biblia y el compromiso con Dios y con la Iglesia.

Un dia le reobaron su coche a punta de pistola, “Mi vida estaba en sus manos. En ese momento yo estaba seguro de que mi vida no dependía de ellos, pero experimenté la tranquilidad que sólo el amor y la fidelidad de Dios puede proporcionar en aquellos tiempos difíciles“.

En el año 2000 ficharía por el Deportivo de la Coruña, con el que conseguiría la Supercopa de España. En el Depor jugó muy poco tiempo y pocos partidos, pero los suficientes para disfrutar de su calidad. Su maltrecho tendón de aquiles, lo condenó a abandonar el Depor. Jugó 42 partidos con la camiseta de Brasil, anotando 6 goles, uno de ellos fue el primer gol del Mundial de Francia de 1998 (Brasil 2 – Escocia 1), la Copa FIFA Confederaciones 1997 y la Copa América 1997.

Actualmente sigue vinculado al futbol, siendo directivo del Palmeiras y comentarista esporádico en radios y televisiones de Brasil.

Anuncios

Publicado el 11 febrero 2013 en Brasil, Futbol, LFP y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: