Vuelta de honor, con medalla y Biblia.

Estados Unidos batió el récord de oros en la historia de los Mundiales de atletismo en pista cubierta. Diez veces dieron triunfantes los atletas norteamericanos la vuelta a la pista azul de Estambul como ganadores de sus respectivas pruebas. Nueve con las barras y estrellas ondeando a su estela, y una con una Biblia en la mano.

Todo un símbolo del dominio indiscutible de su equipo en unos Mundiales en pista cubierta, ya exhibido en Daegu el pasado verano al aire libre y ahora corroborado en Estambul en pista cubierta.

Nunca en la historia de la competición, nacida en 1985, consiguió un país, ni la todopoderosa Rusia de su tiempo, lo que logró el pasado fin de semana turco el equipo de Estados Unidos, una cosecha de 10 medallas de oro.

Los nueve que celebraron su medalla de oro con la bandera de EEUU al viento mientras rodeaban la pista fueron Lagat (3.000m), Sanya Richards (400m), Gatlin (60m), Merrit (60m vallas), Lowe (altura), Reese (longitud), Whiting (peso), Eaton (heptatlón) y el relevo.

Para festejar la décima no hubo bandera, sino una Biblia, un símbolo que quizás para muchos estadounidenses sea equivalente: su verdadero reino no es de este mundo, pero estás en medio de él . En concreto fue Will Claye, cristiano evangélico y un magnífico triplista de 20 años, quien tras ganar su prueba con 17,70 metros (mejor marca personal y mundial del año) dio la vuelta a la pista con una gran Biblia, azul y muy usada, en la mano derecha . Ya hizo lo mismo cuando fue bronce en Corea en 2011.

Rememoraba así Claye el gesto de  otro atleta cristiano, el pastor bautista Forrest Custer Smithson, que corrió, y ganó, los 110 metros vallas de los primeros Juegos de Londres, los de 1908, llevando una Biblia en la mano izquierda. Aunque hay una diferencia importante, el gesto de Claye se produjo en Turquía, donde aún existe una facción importante de radicales islámicos.

En su perfil de twitter podemos leer: “Soy un creyente, (…) Dios tiene el control” . Y se ve su fe y la importancia que da a Dios, incluso por encima de sus éxitos deportivos. Por ejemplo, estos días, antes de su victoria, tuiteó “Podría no recibir reconocimiento o premios del mundo, pero sé que voy a tener la recompensa del Señor por su gracia”

Y citando un texto bíblico de genuina fe evangélica, también escribe: “Todas las promesas de Dios se obtienen a través de la fe… y sólo por la fe!”.  No es que corra con una Biblia en la mano cuando gana. Corre siempre con ella en el corazón .

Fuente: Protestante Digital

Anuncios

Publicado el 8 junio 2012 en Atletismo y etiquetado en , , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

  1. 8095566541

    DIOS ES GRANDE Y SOBERANO Y LO MEJOR QUE HICIERON FUE MOSTRARLE AL MUNDO QUE SIN LA BIBLIA QUE ES LA PALABRA DE DIOS NO SE PUEDE LLEGAR A PARTE ELLA ES EL TIMON DE NUESTRA VIDA LA PALABRA DE DIOS DIOS LO BENDIGA A TODO EL QUE LEA ESTO CRISTO LE AMA Y VIENE PRONTO A BUSCAR SU PUEBLO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: